17 may. 2017

CHARATA: CONDENAN A LOS RESPONSABLES DEL CASO FRANCO



El hecho ocurrió en mayo del 2015.

Concluyó el juicio por el crimen de la joven que fue asesinada e incinerada en Charata, donde la Cámara del Crimen de esa circunscripción dictaminó penas de 26 años para Luciana Elizabeth Alvarenga, y de 12 para Alejandro Cabrera.
La mujer, amiga de la víctima, fue considera autora del asesinato, mientras su pareja, el dueño del arma, fue condenado como partícipe necesario.
El tribunal integrado por Carlos Alberto Lalomía, Juan Carlos Clauter y Aldo Grande emitió una condena unánime y avaló ampliamente lo expuesto por la fiscalía, aunque con alguna diferencia en el quantum de la pena.
SOBRE EL ASESINATO
El 1° de Mayo de 2015, Claudia Franco desapareció, y el 3 de abril se encontró un cuerpo calcinado, que posteriormente los peritos dictaminaron se trataba de Franco.
En principio, los huesos de las piernas fracturados hicieron creer que pudo haber muerto en un accidente de tránsito, sin embargo, también se halló su cartera con un proyectil de arma de fuego incrustado.
Su ex pareja, el boxeador Enzo Orellana, con quien tuvo una hija, fue el primer detenido del caso, pero al cabo de varias pericias, la investigación dio un giro rotundo y se concentró en su amiga Luciana Alvarenga, y el novio de ésta: Darío Cabrera, con quienes Vanesa se había encontrado la noche de su desaparición.
La justicia encontró, en consecuencia, culpable a Alvarenga, quien deberá penar con 26 años de prisión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario